Sabor a Málaga participa en la Feria del Vino Fenavin con 13 bodegas de la provincia

Sabor a Málaga vuelve a estar presente en la Feria Nacional del Vino Fenavin, que se celebra desde este martes y hasta el próximo jueves 9 de mayo en el recinto ferial de Ciudad Real, con 13 bodegas de la provincia.

Vinos

En concreto, en este espacio se dan cita más de 1.500 expositores nacionales e internacionales entre los que se cuentan las trece bodegas que este año representan al sector vitivinícola de la provincia en el estand institucional de la Diputación de Málaga.

En concreto, las bodegas participantes son las ganadoras del VI Concurso de Vinos con Denominación de Origen "Málaga" y "Sierras de Málaga" (Málaga Virgen, Cortijo La Fuente, Lunares, Quitapenas y Excelencia), además de Bentomiz, Melonera, Kieninger, La Capuchina, Dimobe, Tierras de Mollina, Fernández Bolet y Ucopaxa.

Durante tres días, las bodegas malagueñas darán a conocer sus vinos entre los casi 1.800 comparadores nacionales e internacionales que visitan la feria, considerada la cita de referencia del vino español. Entre los exportadores y distribuidores internacionales se encuentran algunos procedentes de países como Japón, China, Estados Unidos, Ucrania, Rumanía, Alemania o Bélgica.

La directora de la Delegación de Desarrollo Económico y Productivo, Leonor García-Agua, ha destacado que los vinos malagueños "son cada vez más conocidos entre los asistentes debido a que la marca Sabor a Málaga lleva apostando por esta y otras importantes citas del sector desde hace varios años".

Además de exportadores y distribuidores, este martes han pasado por el estand institucional de "Sabor a Málaga" el Ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas; el presidente de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page; la alcaldesa de Ciudad Real, Pilar Zamora, y el presidente de la Diputación de Ciudad Real, José Manuel Caballero.

El ser humano es libre; es algo más importante que decir que tiene derecho a la libertad. Ninguna persona necesita ni depende de que un gobierno o grupo alguno se lo reconozca. Sin embargo, vivimos en un mundo en el que, aún hoy, muchos seres humanos sufren la ausencia de libertad.