Zoido dice que indicios sobre la muerte del hombre tiroteado en Marbella apuntan a ajuste de cuentas

El ministro del Interior ha señalado que el crimen que tuvo lugar el sábado en San Pedro, en el que murió un hombre de varios disparos tras la comunión de su hijo, se debe a un ajuste de cuentas, pero 'sin destacar otras posibilidades'.

Marbella

"Una de las hipótesis que baraja la Policía Nacional es el ajuste de cuentas, sin descartar otras", ha incidido Zoido, que ha visitado este lunes el cuartel de la Guardia Civil y la Comisaría de Policía Nacional de Marbella.

Zoido ha indicado que "Marbella es una gran ciudad los 365 días del año, es un ejemplo y está de moda en el mundo entero, por lo que, algunas veces suceden los hechos que se han producido el pasado fin de semana. Pero eso no significa que esté pasando todos los días. No es verdad", ha explicado el ministro.

Así, ha destacado la bajada de la delincuencia en Marbella el pasado año y "de manera muy significativa" en el primer trimestre de éste, además de que "el índice de esclarecimientos de hechos de Marbella está muy por encima en cuanto a la resolución de investigación que la media nacional".

En este sentido, ha indicado que la actuación de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado ha permitido reducir en un 15 por ciento las infracciones penales en Marbella en el primer trimestre del año en comparación con el mismo periodo de 2017. "Son cifras que tenemos que tener en cuenta para saber cómo se están haciendo las cosas", ha dicho.

Además, según el ministro, los sucesos relacionados con delitos graves y riñas tumultuarias han caído un 39 por ciento en Marbella y un 5,2 por ciento en Andalucía. "No se trata de ningún consuelo ni de ser conformista, pero hay que poner encima de la mesa para saber de qué hablamos", ha agregado, considerando que "sembrar la alarma no es colaborar con lo que tenemos que hacer desde el punto de vista de la sensatez".

No obstante, ha asegurado que "no habrá ninguna impunidad con las mafias que trafican con droga en la zona ni con las personas que actúan con violencia inusitada" refiriéndose tanto a este caso como a la agresión a nueve guardias civiles en Algeciras (Cádiz) el pasado sábado.

Reivindico la poesía en los tiempos

de la usurpación del pensamiento.

Exijo la lírica como antídoto para

las cadenas que pretenden imponer

a nuestro espíritu dormido.